miércoles, 10 de octubre de 2007

Qué dirá el santo padre, que vive en Roma?

La Justicia argentina, condenó al ex-párroco policial Christian Von Vernich a prisión perpetua por crímenes de lesa humanidad perpretados durante la dictadura argentina (La República).
El tribunal lo consideró responsable de 7 homicidios, 31 casos de tortura y 41 secuestros “en el marco del genocidio” (Página 12).

Este siniestro personaje, fue el capellán de la policía de Buenos Aires que comandaba el también siniestro Ramón Camps, al que apodaban “El Carnicero de Buenos Aires”, el mismo que se atribuía el triste galardón de haber eliminado a 5.000 opositores a la dictadura argentina.
Es triste pero cierto... la Iglesia Católica Argentina bendijo los crímenes del terrorismo de estado. “Esta lucha es una lucha por la República Argentina, por su integridad, pero también por sus altares (...). Por ello, pido la protección divina en esta guerra sucia en la que estamos empeñados.” decía en octubre de 1976 el vicario militar Victorio Bonamín.


El Vaticano? Bien... gracias. El por aquel entonces Papa, Juan Pablo II no dudó en visitar urgentemente Argentina cuando la Guerra de las Malvinas, preparándolos para la derrota en un recordado y triste sermón... pero mientras las autoridades de la Iglesia Católica Argentina era cómplice de la dictadura, cuando sus cardenales bendecían el sable del genocida Videla o cuando le brindaban la confesión a los fascistas luego de una sesión de tortura... de eso... silencio... solo silencio.

El cura Von Vernich, recorría los centros de tortura y haciéndose pasar por alguien en quien confiar, al momento de tomar el sacramento de la confesión a los detenidos, no hacía otra cosa que delatarlos.
“El mal se cura con castigo” le escucharon decir varios sobrevivientes de aquella barbarie, mientras se les torturaba... Varias veces era el mismo Von Vernich quien torturaba a los detenidos.
El hecho más desgarrador fue el asesinato de siete estudiantes de secundaria de la ciudad de La Plata. Habían sido detenidos por la policía de Camps y durante un año fueron salvajemente torturados. Von Vernich les ofrecía ayuda espiritual al mismo tiempo que chantajeaba a los padres de los estudiantes ofreciéndoles un supuesto salvoconducto para sacarlos del país a cambio de dinero. Luego de un año de detención, les dieron una cena de despedida donde Von Vernich los bendijo. Con la excusa de que los iban a llevar al aeropuerto de Ezeiza los sacaron atados de pies y manos en un camión militar.

Nunca llegaron... En el camino, fueron fusilados...

Hay testigos que afirman haber visto al cura Von Vernich regresar con la camisa manchada de sangre.
La lucha por mantener viva la dignidad y la memoria colectiva sigue... el proceso es lento.
Cada uno de estos siniestros personajes que va a parar a la cárcel es otro paso más que avanzamos.
Por eso ahí están ellas siempre, son el dedo acusador permanente, vigilante, de un pueblo que no olvida.
Mi homenaje y mi recuerdo para Las Madres y Familiares.
Qué vivan los Compañeros!

8 comentarios:

Anónimo dijo...

CAMBIA TODO CAMBIA ,EL MEJOR DE LOS RECUERDOS PARA LOS OTROS CURAS COMO EL PADRE,KLEBER MAURICIO SILVA IRIBARNE GARAY (EL CURITA BARRENDERO) Y PARA QUIEN CONOCI PERSONALMENTE EL PADRE ARNOLDO SPADACCINO ,Y MUCHOS MAS POR TODA LA AMERICA , COMO CAMILO TORRES.
GATO POR LO QUE DIRA EL SANTO PADRE QUE VIVE EN ROMA , SIEMPRE NOS TUVO SIN CUIDADO,CRISTO NO ME ASUSTA LO QUE ME ASUSTA SON CIERTOS CRISTIANOS.
POR LOS PARIDORES DE FUTURO QUE YA NO ESTAN CON NOSOTROS PERO SIGUEN PRESENTES.
HOY ES UN GRAN DIA ,TOMATELO ASI.

PITINGO //LANZAROTE

Anónimo dijo...

seguiré soñando con que podré ver más luces de colores en el cielo, por cada cerdo caído...

María Inés dijo...

Gato:
Pareciera mentira que las guerras más sangrientas de la Humanidad desde todos los tiempos, fueron las guerras santas.
La Iglesia Católica tiene una raíz totalmente diferente a esta permanente falta de espiritualidad que manifiesta la Sede del Vaticano.
Hablo de lo general a lo particular porque desde lo particular a lo general sé que hay excepciones...
Y...
Tanto católico no practicante tiene una razón básica:
Los hombres que dicen representar a Cristo...
Lo demás...
Tu relato, la realidad...
Todo...
Sin comentarios...
Un gran abrazo y gracias por tus palabras!

Elena dijo...

Gabriel: esto para mí, ofrece al menos dos lecturas.
La primera: la esperanza de que la justicia ha llegado, por fin, y de que éste bastardo haya sido juzgado y condenado como se merece.
La segunda: es que no puedo dejar de pensar que han tenido que pasar 30 años, treinta a-ñ-o-s para que esto suceda, y que ésto suceda en el marco de una campaña política, cuando estamos a menos de un mes de elegir presidente. Esto me despierta cierta suspicacia.
Al márgen, y como pregunta: ¿de verdad deberemos ser tan ingenuos para creer que al hijo de puta este lo van a meter en una cárcel común?. Porque la prisión domiciliaria, y los privilegios de cierta clase lo van a dejar suelto, bien suelto.
Ay, Von Wernich, los miliquitos te dieron el agradecimiento de la vaca empantanada...
Un abrazo, Gabriel.
Elena.

El Gato dijo...

Mi recuerdo también para el querido jesuíta "Perico" Pérez Aguirre y en él, el reconocimiento para todos aquellos que siempre tomaron partido por los más necesitados, los siempre olvidados... los siempre postergados.

amelie dijo...

Deja que recuerde aquí a una amiga querida que nos dejó casi hace un año. Emilia fue una eterna luchadora, una mamá argentina a la que un buen día le 'desapareció' un hijo, Héctor. Ella hizo de la búsqueda de algún rastro el motor de su vida, pero lamentablemente en noviembre pasado ese motor se detuvo.
Días después murió Pinochet y sólo lamenté ese día que personas como Emilia no vivieran para festejar la caída de esos monstruos (no me sale ni llamarlos cerdos, pobres animalitos).
El otro día cuando leí y escuché la noticia del cura argentino, me emocioné mucho de vuelta pensando en toda esa gente que gastó lágrimas toda su vida...

Anónimo dijo...

Me gustaria que aca en Uruguay tambien condenaramos de esta forma a todos los que nos hicieron tanto mal...
Desaparecieron a mi tio y mataron a mi padre..aunque me digan que murio en agosto del 2007 yo se que el murio el dia que en Estocolmo se entero que su hermano estaba desaparecido,con todo lo que eso implicaba...
Por todos nosotros que lo sufrimos y por los que aun lo sufren un poco de justicia es lo unico que pido.Porque la "verdad" se ve que nunca nos van a dar...
Primera vez en tu blog,te felicito me gusto mucho.

El Gato dijo...

amelie:
Cómo no dejarte... faltaba más. Todo mi respeto y mi más profunda admiración para todas esas mujeres a las que la dictadura fascista no pudo doblegar en su incansable lucha por Verdad y Justicia.

anónimo:
Lo mismo que le dije a amelie. Por tu tío... por tu viejo y por todos aquellos que siguen estando en el corazón del pueblo. Por Verdad y Justicia.