jueves, 15 de julio de 2010

Solo - Jorge Fandermole


Solo - Jorge Fandermole


Solo
como al aclarar está el lucero,
como el ojo pálido del cielo
va girando en la órbita lunar.

Solo
como el primer hombre de la tierra,
como el último lobo de Inglaterra,
como el viejo más viejo del lugar.

Solo
como uno va hilando sus ensueños,
como el monstruo que sobrevivió un milenio
y se esconde en una gruta bajo el mar.

Solo
como el que tiene la virtud del mago,
como el que conduce un pueblo hacia el estrago
mientras imagina la felicidad.

Solo
como el esclavo solo bajo el yugo,
como la conciencia del verdugo
o el único beso del traidor.

Solo
como un grandioso golpe de la suerte,
como cada uno frente a su propia muerte,
solo como un ángel exterminador.

Solo
como un dios que niegan sus criaturas,
como el que dio color a su locura
y pintó los cuervos y el trigal.

Solo
como está en su mundo cada muerto,
como la voz que calla en el desierto,
como el que dijo siempre la verdad.

Solo
como el que logra ver todo muy claro,
solo como la atenta luz de un faro
o el último minuto del alcohol.

Solo
como este mismo instante que se pierde,
como el único que ha visto el rayo verde
cuando se cayó el último sol.

Solo
como el que desentraña algún presagio,
como el único vivo del naufragio,
como todo el que pierde la razón.

Solo
como el que se extravió sin darse cuenta,
como un ave ciega en la tormenta,
así estoy en el mundo sin tu amor.

Solo
como si fuese un animal eterno
clavado en la puerta del infierno,
así estoy en el mundo sin tu amor.

7 comentarios:

Fernando Terreno dijo...

Extraordinaria/o.
Me permite decirte que escuches la versión de Baglietto.
Un abrazo

El Gato dijo...

Fernando:
Te agradezco la sugerencia. Conozco la versión que Baglietto grabó con Lito Vitale y si bien en lo personal me gusta y mucho la forma de versionar que tiene Baglietto, Vitale cada vez me gusta menos. Demasiados efectos... Y ojo que lo sigo desde la época de Vitale-Baraj-González. Pero mucha lluvia, mucho trueno... no arranca más la canción...
Prefiero la versión de Fandermole, tan sencilla como emotiva. Estoy convencido que cuando el bueno de Fander se sentó a escribir esta canción, le bajaron los angelitos.
Otro abrazo para vos.

Anónimo dijo...

No sólo la maravillosa (y por momentos descorazonadora) letra, sino su voz, se te mete hasta los tuétanos.
Pero es una soledad cálida la de Fandermole; la soledad de quien, aunque sea en la distancia y oculta entre las brumas, sabe que sí que hay una muchedumbre de corazones que laten al mismo son que el suyo.
Así lo veo yo...

Hermoso.
María

Anónimo dijo...

Sí, definitivamente no sólo de amor viven los hombres...

María

El Gato dijo...

Pasa que vos sos buena María... eso pasa.
Ya te estoy extrañando...

Fernando Terreno dijo...

Totalmente de acuerdo con lo de Lito. Hace tiempo que la única tecla que aprieta es el "sustain" y todo se empasta. Para mi, suficiente. En realidad le falta técnica, digitación , en resumen: ESTUDIAR.

Pero no quita que su "El 63" y un par más están entre las cosas que más me gustan.
Un abrazo.

Anónimo dijo...

Ya sabes, Gato, que las nuevas tecnologías convierten las ausencias en semi-ausencias...
Hmm, además me he aficionado a comentar, y ya no os vais a librar de mí tan fácilmente... aunque sean comentarios exagerados! ;-))

María