lunes, 18 de octubre de 2010

Con los bolsillos llenos...

Madrid se llenó nuevamente con sus risas
con sus alegrías y sus ojos asombrados
de abrazos y besos
de miles de preguntas
y algunos pocos cientos de respuestas


una vez más es la vida que fluye
la continuación de lo que nunca terminará
porque cuando el sol se apague
vendrá otra estrella a ocupar su lugar
porque sin luna no hay marea
ni cosechas ni poesía posible


de la vida lo mejor
lo más alegre
lo que me reconcilia
lo que me da paz
paz...
de la que alumbra el alma


y el autobús que parte
y uno se queda parado en el andén
la mano saludando
la sonrisa forzada
las piernas que comienzan a temblar
y allá ellos lanzándome besos
y yo no doy a basto llenándome los bolsillos


bajo las escaleras y me pierdo entre la multitud
metro y autobús a la sierra
y yo
tratando de que no se me borre la sonrisa
es el corazón ahora el que ríe
el que vuelve a latir
con la certeza de saber que siempre
habrá luz en el camino.


gt
(sierra de madrid en cierta tarde de otoño del 2010)

9 comentarios:

Ana dijo...

Sus hijos, imagino. E imagino su felicidad también!!

Qué lindo el encabezado con las palabras y los ojos de Idea!.

Ana
PD: no me olvido que le debo una paloma mensajera que se demoró un poco por razones ajenas a nuestra voluntad. Espero sepa comprender. Estamos trabajando para solucionarlo. "Gracias, La Empresa"

Elizabeth Wojnarowicz dijo...

Qué lindo Gabriel!Todos irradian felicidad. Son tus soles y nunca dejarán de brillar.Espero que hayas disfrutado a pleno su compañía.
Beso grande.

mauro dijo...

Hermano, me alegra muchísimo verte con tus bellos hijos y leer el intenso poema del encuentro porque se siente del principio al final, el alimento para tu alma, la esperanza, la llama que son para vos.

Besos y abrazos a los tres,

Mauro

Anónimo dijo...

eh! camarada! que sí son duras lasdespedidas ( los adioses )...
pero ayí hay Gato para rato que ponga el pecho en buscar la pás y
que será comprendido por Otros que,
temp`rano o tarde, también la procuren y no sólo para Eyos... recordás lo que desía el Che al respecto? " Rara es la vida del padre revolusionario: sale y entra y sale y entra de la vida de sus hijos y porsu compromiso con una vida mejor..." salud y poesía! poni

Romano dijo...

De alli llegue hoy,Guadarrama,Sierras de Madrid,que pena saber que estabas ahi,,,

Abrazos desde Baires

Raúl dijo...

Qué lindo y qué necesario es llenarse los bolsillos, Gato.
Mirar la continuación (y mirarse uno en ella).
Y no dejar de asombrarse por la valentía, el arrojo, la locura linda... que quizás uno también tuvo, pero que siempre parece que quienes la heredan, la potencian.
Asombra, asusta, emociona.
Qué lindo y qué necesario...

Elizabeth Wojnarowicz dijo...

Tus dos soles van a brillar siempre a tu lado. A vos, se te ilumina el rostro cuando hablas de ellos.

el gato utópico dijo...

Ana: el diseño nuevo del blog lo hizo Flor... ta lindo!!!
Y sí... abrazado a mis hijos, qué mas necesita uno para ser feliz?
Oiga, no le eche la culpa a la Empresa, si usted es medio boluda asúmalo y ya está!!!

Eli: Qué lindo fue compartir esos momentos con vos en Madrid. Aunque pocos, pero buenos. Un beso y saludos a la anestesista!!!

Romano: Ya habrá otro tiempo de abrazos. Delo por hecho.

Raul: Nada más podría agregar a tus palabras. Sé que vos lo sabés y cuánto! Un abrazo para vos y tu hijo.

el gato utópico dijo...

Mauro: Alegría inmensa de leerte. Vos conocés a mis hijos y sabés de que hablo. Tu anécdota sobre Tamara cuando te vio caminando por Dénia la pinta de cuerpo entero. Y yo... feliz!
Hermanito, un abrazo desde esta Madrid fría y lluviosa...

Hermano Poni: También tus palabras me traen la sonrisa del compañero, del poeta, del amigo. Nos debemos ese vino que acerque los sentimientos. A usted... Salú y Poesía!